Sobre el software y nuestro estilo de vida

“El hardware es lo físico, puedes golpearlo, el software solo puedes maldecirlo”. ¡Cuántas veces hemos escuchado esto! y sin embargo no es cierto. Hoy, poco a poco, está mucho más extendido el software libre, ese del que puedes obtener el código fuente, estudiarlo y modificarlo para adaptarlo a tus necesidades y gustos o para corregirlo.

Pues eso…, es un estilo de vida, no conformarse con aquello que quieren “colocarnos” los expertos en marketing que tras unos estudios de mercado, saben que nuestras necesidades son cambiar de ordenador cada 3 años, de móvil cada año… convirtiéndonos así en esclavos, de tener y de ir cambiar aparatos cada poco tiempo, generando basura tecnológica muy difícil de reciclar.

Cada vez los equipos son más rápidos y con mayor capacidad de procesamiento, hay una ley que se aventura a asegurar que esta capacidad se dobla cada 18 meses, pero resulta que hay otra ley la cual establece que las necesidades de procesamiento se doblan cada 12 meses, en definitiva, necesitamos más tiempo para procesar la información. Que levante la mano del ratón quien haya notado que su ordenador, móvil o tablet cada vez se volvía más lento.

Con el software libre se podría hacer mucho más si dispusiera de medios, pero es difícil en una sociedad donde se valora por cuanto se puede pagar, o gastar, o cobrar, cuanto más de cualquiera de los tres verbos anteriores más se valora. Pero esto no significa que el software libre sea gratis; genera puestos de trabajo en profesionales especializados, además a nivel local. Al contrario que el software privativo, donde, la mayoría, son grandes empresas con mucha influencia… y que a base de licencias los montantes pagados se concentran en unas pocas empresas de software (que no en sus empleados a quienes les pagan un ridículo salario, según convenio).

Hoy el avance del software libre es lento, pero con paso firme. En el futuro será una amenaza para el software privativo y este deberá adaptarse para sobrevivir o comprará el software libre (o a sus personas).

Desde aquí, quiero aportar mi grano de arena al desarrollo del software libre, divulgando sus bondades pero también criticando sus faltas, ya que a diferencia del los defensores del software privativo (algunos se han hecho famosos por la defensa a ultranza de dispositivos con una manzana) quienes abogamos por el software libre somos más abiertos a la vez que constructivos en nuestra críticas a este software.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s